8 pueblos y 2 pedanías componen la Mancomunidad

Todos ellos se distribuyen entre La Alcarria y el Señorío de Molina de Aragón, al sureste de la provincia de Guadalajara. Descubre el patrimonio natural e histórico de cada uno de ellos.

Pueblos de la Alcarria

Peralveche limita al Noreste con Arbeteta y al este con El Recuenco. Las ruinas de la Iglesia de la Asunción del despoblado Villaescusa de Palositos son, además del entorno natural, un auténtico tesoro. El pueblo de Villaescusa quedó abandonado en los años 70 del pasado siglo debido al éxodo progresivo de sus habitantes. Primero pasó a depender administrativamente de Peralveche y después fue vendido a particulares. Actualmente algunos terrenos del pueblo se encuentran vallados y son de difícil acceso. La Asociación de Amigos de Villaescusa de Palositos, creada en 2006, ha llevado a cabo en los últimos años una serie de reivindicaciones para reclamar que se pueda circular por los caminos públicos y acceder libremente a los terrenos municipales, dependientes del Ayuntamiento de Peralveche. 

Imagen de las Fiestas de Nuestra Señora de los Remedios (1957)

Jose Mariano Crespo Balcones
La Patrona de Peralveche es Nuestra Señora de los Remedios y las fiestas, en su honor, se celebran el segundo fin de semana de agosto, intentando coincidir con el 15, dia de la Asunción. 
El Recuenco está ubicado entre la serranía de Cuenca, la Alcarria y el Alto Tajo. Poblada de pinos y encinas junto con otras matas menores como el romero, la sabina y el enebro. Vierten sus aguas a una depresión muy pronunciada, 982 metros de altitud y 5 kilómetros de larga, donde se asienta el casco urbano y una húmeda vega. 
Las Fiestas patronales se hacen en honor a Nuestra Señora  de la Bienvenida que se venera con la subida a la ermita el 8 de Septiembre, siendo una ruta muy especial para los lugareños, y San Antonio de Padua, patrón el 13 de Junio. De especial mención la gran afición taurina de los visitantes de este pueblo, por lo que convierten sus fiestas en unas de las más importantes de los pueblos de la comarca.
Todo su término se encuentra plagado de huellas del pasado, desde restos de fósiles vertebrados de la época del pliopleistoceno (Camino de los Serranos, Solanillas, Llano Hernando), pasando por tumbas, que podrían ser visigodas, de los siglos III-IV d.C.,

Linda al norte con Arbeteta y al oeste con Peralveche.

Se encuentra situado en el borde sur de la provincia, prácticamente en el límite donde Guadalajara deja de ser «Alcarria» y pasa a ser «Sierra». ​Esto le hace un pueblo de contrastes, con unos paisajes totalmente distintos al Norte y Oeste, frente a los escarpados del Sur y Oeste, lugar en los que limita con la provincia de Cuenca.

Pueblos del
Señorío de Molina

Arbeteta es sin duda una villa con mucha historia y la puerta del Alto Tajo. Parte de su término municipal está dentro de este Parque Natural y a continuación de la Alcarria. Linda con Peralveche, Valtablado del Río y El Recuenco.

Cuando te vas acercando llama la atención su torre con la figura de un soldado que saluda al visitante, le da la bienvenida. Este granadero vigilante, de nombre “Mambrú”, es el emblema de nuestro pueblo, una veleta que corona la magnífica torre de la iglesia de San Nicolás de Bari, construida entre 1785 y 1787. El arquitecto elegido para este proyecto fue “Miguel Mateo Fandos”, autor de las tres torres que ostentan veletas en su cima, Arbeteta, Escamilla y Molina de Aragón. 

Los arbeteteros todos los años esperan ilusionados que llegue el 13 de junio, para celebrar la fiesta de San Antonio de Padua. El pueblo se engalana con las imágenes del Santo en los balcones, se celebra por todo lo alto,  con comida popular y música en la plaza. 

El tercer fin de semana  de agosto se celebran las fiestas, adelantándose a la festividad patronal del  Cristo de la Vera Cruz.

Dicen que la mejor manera de conocer a un pueblo es conocer su historia, sus costumbres y sus singularidades. A través de villadearbeteta.es todos viajaremos en el tiempo y conservaremos la memoria de nuestros antepasados.

El Castillo de Arbeteta perteneció a Luis de la Cerda y de la Vega, primer Duque de Medinaceli. Dado su alto valor estratégico tuvo una importante función defensiva, ya que a los pies de esta fortaleza pasaba uno de los caminos que unían Cuenca con Soria. Por éste se transportaba gran cantidad de lana de la cabaña ganadera de la Sierra de Cuenca que se llevaba a Bilbao y a los puertos del Cantábrico, para embarcarla con destino a Flandes e Inglaterra.

Dentro del casco urbano del pueblo destaca la iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Natividad con su impresionante artesonado mudéjar, la portada románica y el campanario típico de las tierras de Castilla.
Armallones no acaba nunca. La carretera que lleva a Armallones termina en este pueblo del Alto Tajo. Sin embargo, lo que parece que es el final, en realidad abre un universo lleno de posibilidades infinitas. De Armallones parten numerosas pistas, senderos y caminos que te acercan a la naturaleza más virgen y salvaje. El monumento paisajístico más identificativo del pueblo es el Hundido de Armallones, un conjunto de enormes piedras y riscos que sobrevuela el río.
Los armalloneros celebran sus fiestas patronales el segundo fin de semana de agosto, siendo el mayor atractivo los encierros y posterior lidia de vaquillas y toros. 

El monumento paisajístico más identificativo del pueblo es el Hundido de Armallones, un conjunto de enormes piedras y riscos que sobrevuela el río.

Ubicado en pleno Parque Natural del Alto Tajo, destacan La Chorrera y el Salto de Poveda, una antigua presa abandonada por donde el agua cae en una cascada espectacular.
La iglesia parroquial que se encuentra en el centro del pueblo, en lo alto de Pórtico. De estilo rural del siglo XVI y reformada dos veces durante el siglo XX
 
Fiestas patronales en honor a la Virgen de los Remedios, 15 de agosto.

En 2007 se instaló, a la entrada a la población una estatua dedicada al ganchero, que recuerda el oficio de muchos trabajadores en este oficio durante siglos anteriores.

Foto: Antonio Marín Segovia
Peñalén se encuentra situado en el Corazón del Alto Tajo con un nuevo puente de referencia, construido con piedra y cal entre 1943 y 1944, ya que al puente viejo se lo llevo una riada. El puente funcionaba como camino importante de conexión con Molina de Aragón, donde se acudía de los pueblos del otro lado del río a la feria de ganado para su comercio. La feria se celebraba a principios de septiembre y se mantuvo hasta los años 60. 
Actualmente, celebra sus fiestas patronales el 15 de septiembre en el pueblo, en honor de la “Virgen de la Torre” aunque el segundo domingo de agosto se celebra también en romería a la Ermita de Nuestra Señora de las Torres.
Peñalén tiene un interés historico incontestable debido a que fue cabeza de una importante encomienda de la Orden de los Caballeros de San Juan.
Puente de San Pedro en Peñalén

En el centro de un inmenso revoltijo de rocas, montañas, despeñaderos, bosques sin fin y cascadas, surge el caserío de Peñalén, del que destaca en lo alto su iglesia, y de allí van descendiendo los tejados rojizos de las casas, fundién­dose con el bravío paisaje. Desde el pueblo baja un carril hasta la orilla del río, acompañando el curso de las aguas, hasta el Puente de San Pedro, o hacia arriba, hasta Poveda, Taravilla o Peralejos, aptos para el des­canso, el excursionismo y el goce de la Naturaleza, siendo recomendable en todo momento el viaje a estos paisajes increíbles del Alto Tajo.

Aurelio García López en
"Peñalén y la Encomienda de la Orden de San Juan en el Alto Tajo”

Villanueva de Alcorón es el pueblo más grande de la comarca y el de mayor superficie agrícola de los alrededores las cuales llegan hasta la provincia de Cuenca. Hacia el Este linda con el término de Zaorejas y con su pedanía Huertapelayo. Es una zona salpicada de simas, entre ellas la Sima de Alcorón, uno de los principales atractivos turísticos de la zona. Se puede acceder bajando más de doscientos escalones a una especie de pila con aguas fresquísimas y cristalinas.

Hacia el noroeste limita con los términos de Armallones, Arbeteta y El Recuenco, zona poblada también de frondosos bosques.
El punto más alto del término está por la «Hoya Cifrian» con 1.381 m. y la más baja a ambos lados de la Solana de los Lirios en la mojonera con Arbeteta con 1.120 m.

Las empinadas calles de Villanueva de Alcorón suben buscando el descanso de la plaza ocupada por la iglesia de San Miguel Arcángel y el edificio del Ayuntamiento.

Aurelio García López en
"Peñalén y la Encomienda de la Orden de San Juan en el Alto Tajo”
La localidad de Zaorejas es considerada “la capital” del  Alto Tajo, debido a la superficie que tiene dentro del parque y su enlclave geográfico. Es, además, el único municipio ganchero donde se puede visitar uno de los centros de interpretación del Parque Natural del Alto Tajo y posee un cuartel de la Guardia Civil para el control y seguridad de la zona. 
 
Su término municipal comprende las pedanías de Villar de Cobeta, desde 1972  y Huertapelayo desde 1970.
 
Los zaorejanos celebran sus fiestas patronales el fin de semana más cercano al día 8 de septiembre, día de la Natividad de Nuestra Señora. Durante estos días, se organizan diversas actividades: bailes con la charanga, juegos para los más pequeños, desfile de peñas, competiciones de frontón y de naipes, verbenas nocturnas con la orquesta y el sábado, como plato fuerte de las fiestas, hay una novillada y una suelta de vaquillas.
 
La Fiesta Ganchera del Alto Tajo suele celebrarse el último fin de semana de agosto o el primero de septiembre, según el año. 

En su término existe un Acueducto Romano que salva el barranco de Fuentelengua. Conocido popularmente como "El Puente Romano", está a apenas un kilómetro al sur del casco urbano. Su altura original llegaba a los doce metros y estaría coronado por una cornisa por la que discurría el canal que transportaba el agua. Data de mediados del siglo II d.C. y por sus cercanías pasaba la vía Laminio-Caesaraugusta.

Villar de Cobeta

castillo de Alpetea

Trincheras en el morro del Castillo de Alpetea

Foto: Luis Astola Fernández

Villar de Cobeta es una pedanía del municipio de Zaorejas, anteriormente conocida como Villar de Alpetea y està despoblada debido a la migración a las ciudades, aunque cuenta con unos 15 habitantes en épocas de verano. Fundada por los árabes que construyeron el Castillo de Alpetea a 1266msnm, sobre un cerro de dificil acceso junto a la confluencia de los ríos Gallo y Tajo.

Huertapelayo

Huertapelayo, o Pelayo como se conoce coloquialmente, es una pedanía fundada en 1316, aunque pertenece a Zaorejas desde 1970. Tiene 15 habitantes (2018) censados, aunque en invierno se encuentra prácticamente deshabitado. Rodeado de pinares, sobre el Tajo, descubrimos el Puente de Tagüenza, uno de los pasos más célebres de estas tierras, un estrecho puente que da paso a una senda para cruzar el cañón del rio. Zaorejas y Armallones lindan al sureste y suroeste respectivamente. El pueblo está situado en una olla rodeada de picos y piedras

Pueblos Celtíberos

Algunos datos publicados sobre la historia antigua de Zaorejas dan a conocer la trascendencia de los restos de construcciones de planta cradrangular que allí conservaban, de las defensas o fortificaciones de piedra que defendían los asentamientos.

Servicios

En Villanueva de Alcorón se encuentran los servicios para los ocho municipios, así como la sede de la Mancomunidad:

Mancomunidad de Municipios Alto Tajo
C.I.F.: P-1900005-H
Domicilio: C/ Toril, nº 13
C.P. 19460 Villanueva de Alcorón (Guadalajara)
Teléfono: 949 81 62 01

Correo electrónico: mancomunidadaltotajo@gmail.com